Juan Perán

Caminante no hay camino, se hace camino al andar“…es una de las frases que más le gustan a Juan Perán y que define bien lo que ha sido su vida.

Juan Perán Ramos nació en un pequeño pueblo mediterráneo, Torrealvilla, el 13 de diciembre de 1947. En el seno de una familia humilde, desde bien pequeño tuvo que compaginar la escuela con su labor como pastor de un rebaño de ovejas. Con apenas 13 años tuvo que irse a vivir a Elche, una ciudad que estaba creciendo a la sombra de la floreciente industria del calzado, que acogía a gente de todas las comunidades y que generaba empleo en una España entonces muy necesitada.

Una vez en la tierra del calzado, Juan Perán comenzó a trabajar como repartidor en las fábricas pero, siempre atento y proactivo, comenzó a formarse durante las noches en el oficio de cortador de piel para el calzado. Tras su paso por varias empresas, fue en 1974 cuando, después de que le despidieran de la importante marca ilicitana ‘Paredes’, decidió ponerse por su cuenta y emprender su pequeño negocio, su propia marca, que en primera instancia se llamó Juan Perán y, más adelante, pasó a llamarse ‘Nueva Creación’.

Varios años después, en 1984, nació Pikolinos. La empresa que hoy es referente a nivel internacional, con presencia en más de 60 países. Supone la consecución del sueño de Juan de crear una marca referente en calidad, comodidad y diseño. Apenas unos años después, concibió su modelo estrella: “la Romana”, que supuso un golpe de efecto y que le abrió a Pikolinos las puertas de los mercados internacionales; el primero de ellos, Francia, seguido de Alemania y, apenas unos años después, la marca ya estaba presente en casi toda Europa y Estados Unidos.

En 2007 Juan Perán adquierió la marca de calzado Martinelli y, con ella, conformó el grupo de empresas que es hoy Grupo Pikolinos, y que se compone, además, por la curtidora de piel, Pies Cuadrados, la cadena de tiendas propias, Pikostore, que cuenta ya con más de 36 tiendas en todo el mundo y, por último, la planta de producción, Pikokaizen.

Juan Perán es fiel a su filosofía: un gran producto acompañado de un gran equipo humano, una buena organización, y unos férreos controles de calidad. Todo esto unido a unos valores como persona y como empresa, presididos por la seriedad, la honestidad y la excelencia.

Siempre junto a su mujer, Rosario, ha visto cómo sus tres hijos han unido sus carreras profesionales a su empresa. En 2016 finaliza el proceso de sucesión tras el que su hijo, Juan Manuel Perán, se ha convertido en nuevo Presidente Ejecutivo de Grupo Pikolinos, con su hermana mayor, Rosana Perán, como Vicepresidenta. Mientras que la menor de sus hijos, Carolina, continúa formándose dentro del Departamento de Tiendas propias del Grupo.

Juan Perán, que ocupa ahora el cargo de Presidente Honorífico del Grupo Pikolinos, tendrá más tiempo para dedicarse por entero a la mejor de sus obras: la Fundación Juan Perán – Pikolinos, que nació en 2007 y que representa y ejemplifica la personalidad de este empresario. Juan es diferente, único y lo deja claro con sus actos, con su personalidad y su trayectoria que, como reza el lema de la Colección Maasai, “otro mundo es posible” y que su último objetivo ahora es continuar “devolviendo a la sociedad parte de lo que la sociedad me ha dado”.

De forma paralela y a lo largo de su trayectoria empresarial, y hasta la actualidad, Juan Perán ha ocupado numerosos cargos de responsabilidad en organismos sociales, públicos y privados, entre los que destacan: Vicepresidente de Inescop (Instituto Español del Calzado); Miembro del Patronato Fundación Quórum Parque Científico y Empresarial de la Universidad Miguel Hernández de Elche, Patrono de la Fundación Salud Infantil; Patrono de Fundesem (Escuela de negocios); Patrono de Fundeun (Fundación Universidad Empresa); Patrono Fundación Elche Acoge; Patrono Fundación Puerto de Alicante; Socio colaborador de INECA (Instituto Estudios Económicos Provincia Alicante) o Vicepresidente de la Dirección Territorial de MAZ.