La fundación recibe una carta muy especial

carta-centro-nazaret-fundacion-juan-peran-pikilinos

La fundación recibe una carta muy especial

En la Fundación hemos recibido una carta muy especial, se trata de Arantza Yagüe, trabajadora social del Centro Nazaret de Alicante. Entidad de Acción Social para el menor y la familia, este año ha sido beneficiaria de lo recaudado en el mercadillo solidario que se organizó en el mes de diciembre en las instalaciones de las oficinas centrales de Pikolinos. Aquí os dejamos sus bonitas palabras:

“Nazaret, es una obra de la Compañía de Jesús, que trabaja para las familias, jóvenes y menores en exclusión social de la ciudad de Alicante. Personas con nombres y apellidos, que peor lo tienen, solo por el hecho de nacer, o por encontrarse en una familia con dificultades graves para poder educar, con carencias afectivas e incluso sin las necesidades básicas para vivir en condiciones saludables.

 Nazaret, se compone de un colegio y centro de día, seis pisos de protección, programa de familia y el programa de juventud en medio abierto.

 Todo esto, se convierte para nosotros en un reto motivador, con el que comenzamos cada mañana, y que nos ofrece la oportunidad de seguir aprendiendo de estas personas a las que acompañamos, con sus diferencias, pocas habilidades personales y la falta de motivación en muchos casos, hacia el estudio e incluso la vida misma. 

Debemos hacer una crítica saludable de nuestras funciones, y pensar porqué estos menores están con nosotros, en un ambiente artificial, arrancados en muchos casos de sus casas, tanto por motivos familiares, que hacen que su vivencia sea dura, o por circunstancias vitales propias.

Debido a ese marcaje a fuego lento que han ido aprendiendo y que es lo único que saben hacer porque nadie les ha enseñado otro camino. Y, teniendo claro que es la mejor opción para ellos, les acompañamos en un proceso de aprendizaje puro y duro a todos los niveles, (afectivo, normas, límites, autonomía y socialización).

Nazaret, nos ofrece la oportunidad de tener un seguimiento personal de los menores y jóvenes que durante años han estado con nosotros y es satisfactorio ver el rumbo que van tomando sus vidas una vez se desvinculan de “su casa”, por lo que en Nazaret nos sentimos afortunados de poder participar en este ilusionante proyecto y poder estar en primera línea trabajando con todos estos jóvenes, que nos enseñan día a día, a cómo mejorar nuestra mirada ante nuestro trabajo.

 Gracias a la Fundación Juan Perán – Pikolinos, seguimos creciendo y dando oportunidades a nuestros chic@s, para que puedan desarrollarse educativamente y poder motivar su curiosidad con el proyecto de digitalización en las aulas.

Vuestra colaboración, y la implantación de proyectores y pantallas digitales en las aulas, facilita que en Nazaret se genere un espacio de igualdad ante los métodos de aprendizaje, y que sea más atractivo aprender a unos menores que no están acostumbrados a mantener la atención o acudir a la escuela.

 Este año, también queremos agradecer a toda la plantilla de Pikolinos, a todos sus trabajador@s, ya que gracias al mercadillo solidario, habéis conseguido hacer llegar la ilusión a todos los menores de Nazaret, con un magnífico regalo de Papa Noel.

Ver la ilusión de estas personitas, abriendo los regalos y gritando de alegría, es un sentimiento único que os queremos trasladar desde nuestro más sincero agradecimiento.

¡ Gracias Fundación Juan Perán – Pikolinos!

Arantza Yagüe

Trabajadora de Nazaret”